viernes, 16 de febrero de 2007

Sin Ganas

Al fin llego el final de esta semana laboral que ha durado 19 dias. Al fin llego a termino todo el esfuerzo que hicimos, no solo de esta larguisima semana, si no de un anio y dos meses. Un proyecto dificil sin duda alguna; no por la dificultad tecnica, si no por todo desfile de relaciones humanas que se tuvieron que hacer para poder estar aqui y quedar bien. Me siento orgulloso de lo que he hecho, pero no estoy satisfecho; mas, porque no estaremos en la segunda parte, en la cual seguramente me hubiera tocado venirme a vivir aca unos meses.

Lo anterior, es solo una idea, que a la vez es solo un suspiro.

Hoy tengo los intestinos hechos trizas; el dolor de cabeza esta a la orden dia, tanto que mi desayuno no esta completo sin un par de aspirinas o advil. Me siento agotado; la verdad es que no he dormido bien; me he levantado al banio dos o tres veces durante la madrugada; si no es la ida al banio, es un mal suenio o sencillamente despierto porque si.

Y aunque el trabajo no ha sido agotador, todas estas circunstancias la verdad no me dejan laborar en paz. Como quiera, me tocado estar 12 horas dirias en el trabajo. Solo gracias a que Sabrina estuvo de visita, estos dias pude safarme "temprano"; cuando menos las salidas me distraido y puesto de buenas... me hacia falta alguien como Sabrina para romper un poquito con la gente del diario.

Mi estado mental ha estado del nabo. Todos los dias comenzaba un blog y no era capaz de terminarlo (hay al menos dos blogs guardados que me gustaria terminar, a ver cuando los pongo). Y no es la falta de fuerzas, es sencillamente que comienzo a escribir y me pierdo, no cacho una idea o algo que seguir para terminar lo quiero decir.

Hoy se me ocurren muchas cosas... quiza hoy conquiste a la Guera en su propio campo de batalla; quiza saque a Fanny de su esfera y la traiga a la mia; a lo mejor me teletransportare a Australia, Buenos Aires, Monterrey o Veracruz solo para variar, solo para hacerme presente y luego desaparecer... podria intentar ir a todas parte de una sola vez, como si me partiera en varias partes, como ameba.

Desde luego, lo mas seguro es que llegare a mi cuarto y me preparare un banio de agua caliente; me remojare por algun rato, alucinando con mis porn stars o alguna otra compania oportuna y cariniosa.